Excite

Recorrido por las marcas de bicicletas de carrera vintage

Muchos amantes del ciclsimo empezaron a dar sus primeras pedaladas con Bianchi, Orbea o Vitus, marcas de bicicletas de carrera vintage que marcaron una época hasta los años 90. El paso de los años ha hecho que todo evolucione pero estas bicis merecen un recuerdo por ser todo un avance en aquellos años.

Bianchi, referente en el diseño

El mundo del ciclismo, como todo, también ha evolucionado. Los materiales, alimentación, preparación mejoran día a día. También las bicicletas, pero es de justicia hacer un recorrido por aquellas marcas que se nos vienen a la cabeza cuando pensamos en bicicletas de carrera vintage.

La marca italiana Bianchi fue un el modelo a seguir. A pesar de irse modernizando siempre ha conseguido conjugar estética con elegancia. Líneas azules y cuadros clásicos era su razón de ser. El lema de la marca: Bianchi no es una bicicleta es un mito.

Otro marca reconocida era la Gios-Torino, fundada en 1973 por Alfredo Gios y Roger de Vlaeminck. Normalmente eran azules y líneas muy clásicas para cuidar mucho su estlio.

Otro caso curioso es el de las Zeus y las Orbea. Hace años ambas marcas eran sólo una, lo que pasa es que Zeus estaba centrado en los productos de mayor gama, mientras que Orbea lo hacía en los demás.

Llamativas en la carretera eran las Vitus. Cuadro plateado y manillar y sillín amarillo hacían de ellas un foco radiante cuando se movían entre el pelotón.

Otras marcas menos famosas que llenaban las grandes vueltas eran las Look TT, las Macarios, las Lemond o la Moser.

La Espada, la más famosa en España

Quizás no se le puede catalogar como una de las bicicletas de carrera vintage, pero lo cierto es que la Espada de Miguel Indurain ha sido probablemente la bicicleta más famosa de carrera del mundo. Con ella, el navarro consiguió batir el récord de la hora en 1994. Su diseño innovador fue un boom en el mundo del ciclismo contrarreloj.

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2017