Excite

¿Cómo dejar la bici en la calle para que no me la roben?

Si vivieramos en países civilizados donde la gente no utiliza si quiera un candado para sus bicicletas no haría falta leer un artículo como este. Pero por desgracia, vivimos en uno de los países donde más robos se cometen, por lo que es bastante aconsejable saber cómo dejar la bici en la calle para que no te la roben.

    @Infotechnology - Twitter

Cómo y dónde dejarla

Además de saber cómo dejar la bici en la calle para que no te la roben, también es importante saber dónde dejarla. Y es que en España cuánta más personas montan en bicicleta, más robos de las mismas se producen. No hay remedio.

¿Dónde dejarla?

Si tenemos la opción de meterla en una casapuerta, un garaje o el rellano de algún edificio, siempre que no creemos problemas, va a estar más segura que en la calle. Esto es así porque en la interperie está a la vista de todos y es más susceptible de ser robada.

¿Cómo dejarla?

El tipo de candado que utilicemos va a ser clave, pero también tenemos que prestar atención al sitio donde la amarramos y que partes de la bici aseguramos al ponerle el sistema antirrobo.

Tipos de candado

Hay tres tipos de candados que podemos usar para la bicicleta. Están los de cable trenzado, que son los menos aconsejables, a menos que los usemos como candado de apoyo secundario al principal. Y es que este tipo de candado es el más fácil de cortar o abrir.

Los candados tipo U y de cadena son mucho mejores para proteger la bici ya que requieren el uso de herramientas y técnicas más concretas para forzar su apertura. Son los más recomendados como candado principal. Cabe destacar que los candados tipo U son compactos y más fáciles de transportar que los de cadena, pero éstos últimos tienen mayor flexibilidad a la hora de asegurar la bicicleta.

Elección del lugar

A la hora de saber cómo dejar la bici en la calle no solo tendremos que saber qué candado es más seguro, sino que también tenemos que conocer bien dónde es mejor dejarla. Siempre que se pueda es preferible dejarla atada en espacios abiertos con mucha luminosidad y mucho tránsito de personas. Zonas cercanas a semáforos o a puertas de cafeterías son ideales para dejarlas amarradas.

También es importante saber a qué atarla y cómo hacerlo. Es muy importante que lo hagamos a un soporte sólido que se al menos tan duro como el candado de la bicicleta. Por lo tanto, será mejor no amarrarla a verjas endebles. También es importante colocarlas en mobiliario urbano donde no puedan ser sustraidas por arriba.

Y por último, el cómo ponerla. Lo ideal sería que con el candado principal amarremos la rueda delantera y el cuadro y utilicemos un candado auxiliar para la rueda trasera y el cuadro también. Si tenemos cierres automáticos es importantísimo asegurar la bicicleta con dos candados como hemos explicado y además llevarnos el sillín si fuera posible, ya que los ladrones podrán hacerlo con la misma facilidad.

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2018