Excite

Nociones de seguridad para conducir tu moto con lluvia

Los amantes del mundo de las dos ruedas conocen los peligros que conlleva conducir una moto. Con lluvia los riesgos se multiplican, junto a las posibilidades de sufrir un accidente. Por este motivo es necesario aumentar la precaución e implementar las medidas de seguridad cuando se maneja una motocicleta en condiciones climatológicas adversas.

Medidas de seguridad

Contar con un equipamiento de protección extra es muy aconsejable cuando se decide conducir una moto con lluvia. Aparte de evitar quemaduras por el roce del asfalto, también hay que evitar quedar empapado, ya que el conductor se sentirá incómodo, disminuirá su atención y aumentarán las posibilidades de sufrir un accidente.

Por ello es recomendable llevar un traje impermeable encima del mono, guantes por encima de las mangas del mismo y pantalón por encima de las botas, evitando que entre agua en las mismas.

Es aconsejable que nuestro casco cuente con un sistema contra el vaho. Un producto que repela el agua también sería una buena idea, ya que mejorará nuestra visión y eliminará suciedad procedente de las salpicaduras de otros vehículos.

Los neumáticos son otro elemento al que prestar especial atención. Hay que comprobar que exista un dibujo suficiente para evitar el famoso aquaplaning.

La distancia de seguridad deberá ser superior que en circunstancias normales. Además de necesitar más espacio para la frenada, hay que contar con que los otros vehículos tienen una visibilidad más reducida, por lo que no es recomendable acercarse mucho a ellos en previsión de posibles movimientos bruscos.

En cuanto a los frenos, es preferible el uso del trasero. Si usamos el delantero corremos el riesgo de que la motocicleta se descontrole y acabemos con los huesos sobre el asfalto.

Por su parte, las líneas de señalización, alcantarillas o baches tapados con alquitrán son auténticas trampas para los motoristas. Cuando están mojados no ofrecen adherencia, por lo que habrá que tener cuidado al realizar movimientos bruscos cuando nos acerquemos a ellas.

Conducción defensiva

Conducir una moto con lluvia requerirá una actitud defensiva. Toda la atención deberá estar puesta en el asfalto y hay que estar preparados para cualquier eventualidad que pueda surgir. Manejando la motocicleta con moderación y siguiendo estos consejos, las posibilidades de sufrir un accidente disminuirán de forma drástica y podremos llegar a nuestro destino sanos y salvos.

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2017